sábado, 31 de enero de 2015

Sobre los efectos de las radiaciones ionizantes en la materia viva (a propósito de "Desgranando ciencia").

En la década de los años 60 del siglo pasado, en el marco de las tensiones geopolíticas existentes entonces entre la Unión Soviética y Estados Unidos y sus manifestaciones de diverso tipo (a las que todavía hoy nos referimos con la expresión Guerra Fría), una de las grandes preocupaciones de la población mundial era la energía nuclear y sus posibles consecuencias sobre el ser humano en caso de que estallara un enfrentamiento bélico en el que ambas potencias hicieran uso de sus armas nucleares (el miedo a una devastación absoluta se refleja perfectamente en la siguiente frase atribuida a Albert Einstein: "No sé cómo será la Tercera Guerra Mundial, pero sí sé que la cuarta será con palos y piedras").

Cuando, por ejemplo, Stan Lee (creador, junto con diversos dibujantes, de algunos de los más famosos personajes de cómic de la editorial Marvel Comics Group) fantaseó sobre las circunstancias que podrían proporcionar poderes extraordinarios a personas normales, dio un protagonismo especial a las radiaciones ionizantes: Spiderman, Los 4 Fantásticos y Hulk, por citar algunos ejemplos, son casos de superhéroes que obtienen sus poderes como consecuencia de la exposición de la materia viva a diversas fuentes de radiación.



El pasado mes de diciembre se celebró en Granada la segunda edición de Desgranando Ciencia, un evento de divulgación científica que (con el lema "Hagamos de la ciencia una fiesta") incluye charlas breves, talleres, espectáculos, documentales y visitas a laboratorios, con el objetivo de acercar la ciencia a la población general. En ese contexto, la física Laura Morrón presentó una conferencia que, con el título "No somos Bruce Banner" (Bruce Banner es el nombre del sujeto que en la ficción de los cómics de Marvel Comics Group se convirtió en Hulk por efecto de una exposición masiva a radiaciones gamma) aborda los efectos de las radiaciones ionizantes sobre la materia viva.

Dicha conferencia está disponible en Youtube, y, por su rigor y amenidad, la recomendamos encarecidamente. Si quieres acceder a ella, pulsa sobre la imagen del personaje aludido:


http://youtu.be/xwJvicOr6-4


  

  

domingo, 2 de noviembre de 2014

El cómic, poderosa herramienta en ética y comunicación: Seminario en Zaragoza

El próximo día 12 de noviembre, el Colegio Oficial de Médicos de Zaragoza y la Cátedra de Profesionalismo y Ética Clínica de la Universidad de Zaragoza organizan un Seminario sobre el potencial del cómic como medio educativo y de comunicación en el ámbito sanitario.

Su nombre es: "El Cómic, nueva y poderosa herramienta en ética y comunicación". Hemos omitido, precisamente, el adjetivo "nuevo" en el título de esta entrada porque, estando absolutamente de acuerdo en la afirmación de que se trata de una herramienta poderosísima para la transmisión de conocimientos y para afianzar actitudes (de hecho, como nuestros lectores saben, esa convicción constituye la misma base de este blog), no nos identificamos de todo con la idea de que sea un recurso nuevo. El cómic (y el humor gráfico, con el que tantos elementos tiene en común), ha tenido siempre ese enorme potencial: quizás lo que sea nuevo es la progresiva conciencia que las instituciones están tomando de su tremenda importancia como elemento de educación en general y de educación para la salud en particular.

En el acto intervendrán Mónica Lalanda, médico de urgencias e ilustradora, Ian Williams, médico de familia y autor de cómics, y Blanca Mayor, experta en terminología y comunicación en salud.

El acto comenzará a las 18:00 h del 12 de noviembre, en el Salón Ramón y Cajal del mencionado Colegio de Médicos de Zaragoza, ubicado en Paseo Ruiseñores nº 2.

Enhorabuena por la iniciativa. Ojalá pudiéramos estar allí. 



  

viernes, 31 de octubre de 2014

La necesaria implicación del grupo ante las alergias alimentarias

Cuando un miembro de un grupo social (de la familia, de la clase, de la pandilla de amigos, …) padece una alergia alimentaria o una intolerancia alimentaria, la implicación de todo el colectivo es fundamental para disminuir riesgos y facilitarle las cosas a esa persona. No se trata tanto de una cuestión de solidaridad como de seguridad. ¿Os imagináis lo difícil que podría ser evitar la contaminación cruzada si en la compra, en la cocina, al servir la mesa, al comer… somos negligentes? ¿Os imagináis el acopio de paciencia que los niños y adolescentes deben hacer si su día a día está lleno de frases como “por un poco no te va a pasar nada”, o “seguro que no es para tanto”,… por parte de sus compañeros? ¿Y lo claras que deben tener sus ideas para recibir esos mensajes sin que su certeza se tambalee lo más mínimo?

Y, por supuesto, la implicación activa de los adultos, especialmente (pero no exclusivamente) de quienes ejercen de cuidadores, es fundamental, tanto dentro como fuera de casa.

Daddy’s Home” (“Papá está en casa“) es una serie de tiras cómicas creada por los humoristas norteamericanos Anthony Rubino y Gary Markstein que se centra en la participación de un padre de familia contemporánea en las tareas domésticas. En una de las entregas de 2008, los autores plasmaron el riesgo de que uno de los adultos de la casa se mantenga desinformado (en este caso, aparentemente por desinterés) de la alergia alimentaria del hijo, puesto en evidencia de forma contundente por la respuesta irónica del propio hijo. Es un perfecto ejemplo de lo que acabamos de comentar:



Nota: El contenido de esta entrada ha sido divulgado previamente desde el portal Alergia y Asma, y ha sido adaptado a este blog por su propio autor.